Katy Perry confiesa sentirse mal por su talla